Terapia hortícola, conectando con la naturaleza

Una de las terapias más populares a día de hoy, sobre todo en gente mayor o personas con algún tipo de discapacidad, es la terapia hortícola, y esto es así, debido a los asombros resultados que ofrece en la mayoría de los y las pacientes. Y es que el ser humano tiene una innegable tendencia a conectar con la naturaleza, y esta inquebrantable unión que hacemos con la misma opera no solo a nivel biológico, sino también emocional.

Una de las terapias más populares a día de hoy, sobre todo en gente mayor o personas con algún tipo de discapacidad, es la terapia hortícola, y esto es así, debido a los asombros resultados que ofrece en la mayoría de los y las pacientes.

Y es que el ser humano tiene una innegable tendencia a conectar con la naturaleza, y esta inquebrantable unión que hacemos con la misma opera no solo a nivel biológico, sino también emocional.

Este tipo de terapia se incluye dentro del grupo de tratamientos naturales desarrollados por algunas instituciones sanitarias o de asistencia, y se realiza de manera totalmente dirigida por el o la terapeuta, la cual diseñará un programa personalizado para cada paciente en concreto, en función de sus necesidades y de sus capacidades.

El objetivo de la terapia hortícola es mejorar la calidad de vida de los y las pacientes en tratamiento,  través de la ejercitación de habilidades físicas y cognitivas gracias al cultivo de frutas, vegetales, flores y plantas ornamentales.

Este tipo de terapia, que lleva años practicándose en países como Reino Unido, Alemania, Irlanda, Canadá o Estados Unidos cuenta con un amplio reconocimiento, e incluso se considera una rama dentro del campo socio-sanitario.

La terapia hortícola puede ser realizada por todo tipo de personas, de cualquier edad, e independientemente de que sufra algún tipo de discapacidad, patología o deficiencia, pero está comprobado que en las personas mayores funciona muy bien, ya que les ayuda a distraerse y a combatir la soledad, tan dura para ellas, y tan mala para su salud.

La soledad forzada puede llevar a la muerte a una persona anciana

Y es que la soledad en las personas mayores puede llegar a ser mortal, y por eso, empresas como Bi2t ofrece servicio de compañía en todo momento haciendo la  vida de sus usuarios y usuarias mucho más sencilla y garantizando su seguridad tanto en su hogar como en el exterior de su domicilio. Sus  auxiliares de ayuda y cuidado de ancianos a domicilio en Madrid se encargarán de prestar servicios y cuidados asistenciales a personas que presenten una dependencia en cualquier grado o que necesiten ayuda para la realización de las tareas básicas de la vida diaria. Desde Bi2t, Servicio a Domicilio cuentan con un programa personalizado que pueda mejorar la autonomía de sus clientes y clientas, mejorando con ello su estado físico, cognitivo y emocional, así como un favorable desarrollo de la vida social para lograr tener una vejez digna y satisfactoria, algo difícil cuando el anciano o anciana se aíslan en la soledad de su hogar.

Y es que las actividades al aire libre son, según tod@s l@s profesionales de la salud, fundamentales para llevar una vida larga, tranquila y feliz, en contacto con la naturaleza, respirando aire puro y tomando el sol, lo que ayuda, entre otras cosas, a controlar los ritmos circadianos y a dormir mejor.

El contacto con la naturaleza mejora la atención, la memoria, y la psicomotricidad, reduce el estrés y es altamente beneficioso en los procesos de recuperación.

Comparte este artículo
Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on pinterest
Share on linkedin
Share on reddit
Share on mix
Share on pocket
Share on whatsapp
Share on telegram
Share on vk
Share on stumbleupon
Share on xing