Así se acaba ahora con las plagas

Si mi abuelo viviera no entendería cómo es posible que ahora sea tan fácil de acabar con las plagas de insectos y animales que durante muchos años le hicieron la vida imposible. Recuerdo cuando iba a mi pueblo, todos los veranos, y me levantaba con él para ir al huerto. Allí siempre se quejaba de que algunos “bichejos” se comían lo que había plantado. Era superdivertido verle ‘jurar’ contra todo. Lo curioso es que luego llegábamos a casa y también se cabreaba. Allí eran las típicas plagas que acaban con la madera.

Las soluciones de mi abuelo eran muy radicales. Desde poder quemar todo un huerto para que “los malos” se fueran hasta cambiar un armario entero o echar un montón de productos para acabar con ello. Por eso, casi 40 años después, Miguel, así se llamaba, no entenderías lo que han cambiado las formas de trabajar para acabar con las plagas.

Desinsectación

En cuanto a los insectos, los recuerdo porque atacaban a los huertos de mi abuelo. A falta de él, nos ponemos en contacto con la empresa Control Plag para que acaben con ellas. Ellos aplican los últimos y mejores geles alimenticios para el control de plagas de la cucaracha alemana o «blatella germánica» que habita en las cocinas de las viviendas especialmente, y locales de hostelería. También utilizan las mejores lacas insecticidas para el tratamiento de la cucaracha americana o «periplaneta americana» en comunidades de propietarios, y otros locales, negocios e instalaciones. Unos elementos que mi abuelo nunca hubiera pensado posibles.

Desratización

Uno de los males que siempre estaban en casa eran las ratas. Además recuerdo que mi abuela tenía fobia contra estos animales. Era capaz de subirse a un sillón y estar durante horas. Incluso amenazaba a mi abuelo que si no acababa con las ratas, ella no dormía en casa. La solución era la fácil. Veneno. Pero eso además de ser poco efectivo, es muy peligroso. Sin embargo, ahora los tiempos han cambiado. Ahora se usan raticidas y rodenticidas de última generación para el control de roedores, mediante trampas de captura múltiple, adhesivas…etc

Cucarachas

Pero si hay algo que sí recuerdo, de verlo con mis propios ojos, son las cucarachas. Estar por la noche tranquilamente tomando el fresco en el corral y verlas corretear. Vaya saltos que daba mi hermana. Ya sabemos que las cucarachas son muy duras. Dicen que son las únicas que sobrevivirían a una guerra nuclear. Y me lo creo. Y es que las cucarachas son una de las plagas más temidas y, por desgracia, más habituales.

Ahora con las nuevas herramientas se pueden hacer desaparecer en un corto espacio de tiempo. Eliminar cucarachas suele ser una ardua tarea pero con los geles insecticidas, totalmente inocuos para el ser humano, podrá decirle adiós a las peores plagas.

Incluso me acuerdo de que un año, al tener pozo, estuvimos varios días sin beber agua. Teníamos que ir a comprarlo al supermercado. Ahora eso ha cambiado, ya que se efectúan tratamientos de limpieza y desinfección de depósitos de agua potable mediante hipoclorito para su correcto funcionamiento.

Tampoco hay que olvidar la Legionella, que es una Bacteria ambiental. Para su eliminación, se toman muestras y se analizan los posibles resultados positivos y se aplica el tratamiento de legionella con los correspondientes desinfectantes para su eliminación total.

Herramientas para acabar con las plagas

  • Insectocutores de trampas adhesivas para los negocios de hostelería en general (el insecto atraído por un luz ultravioleta, queda pegado en una trampa adhesiva que el cliente no ve, y se renueva cada mes).
  • Geles insecticidas sin plazo de seguridad. De esta manera el cliente puede entrar inmediatamente en su negocio o vivienda, evitando largas esperas incómodas e improductivas en el caso de los negocios, también usamos lacas insecticidas, insecticidas emulsionables, raticidas y rodenticidas, desinfectantes.
  • También tienen dispensadores de olores para los establecimientos de hostelería.

De esta manera hortofrutícolas, colegios, hoteles, comunidades de propietarios, empresas de naves industriales, construcción, de servicios,…etc), las viviendas particulares, restauración en general (bares, restaurantes, catering, pub, cafeterías, etc), barcos de pesca y salvamento, asociaciones benéficas, sanitarias, supermercados, tiendas de alimentación o de cualquier otro tipo, locales en construcción y toda clase de instalaciones o negocios. Todos estos elementos pueden sufrir la lacra de una plaga.

La verdad es que me gustaría ver la cara que se le pondría a mi abuelo al ver que con la tecnología podría haber acabado con las siempre molestas plagas que le azotaban durante todo el año.